sábado, 22 de noviembre de 2014

Cambio de imagen de la mano de Chanel y Primeras impresiones de Chanel Vitalumiere Loose Powder Foundation


Hace un par de semanas tuve la oportunidad de disfrutar de un cambio de imagen y consulta sobre cuidados de la piel de la mano de uno de los maquilladors internacionales de Chanel. No podía perderme una oportunidad como esta así que me acerqué al mostrador de Chanel.
Allí me esperaba con una gran sonrisa y buen humor Jesús Martínez, el maquillador español de Chanel. Me llevé un poco de decepción al averiguar que estaría recostada en un sillón en vez de mirando a un espejo, que es lo que prefiero cuando voy a una clase o sesión de maquillaje.

Cuidados de la piel

Comenzó con el cuidado de mi piel, aplicando un tonificador y luego pasando a mostrarme los mejores productos de cuidados para mi tipo de piel. Tengo los poros bastante grandes ya que tengo piel grasa así que sugirió que probase el nuevo  Le Jour de Chanel and Le Weekend de Chanel. El primero contiene ácido salicílico que sería perfecto para mi tipo de piel y el segundo tiene ácido glicólico y lo usaría los fines de semana como sugiere el nombre. 

También usó un serum para el contorno de ojos y señaló que aunque era muy joven y no tenía arrugas debía empezar a pensar en su prevención para cuando llegase a los 30 (me sentí bastante contenta de que pensase que tenía 22 años como mucho). Disfruté mucho de la sesión de cuidados de Chanel y he leído que es excelente, aunque muy caro.



Chanel Vitalumière Loose Powder Foundation

Luego procedió a aplicar el maquillaje y pensé que tendría la oportunidad de probar la base Chanel Perfection  Lumière Velvet pero me quedé sorprendida cuando sacó la nueva base en polvos sueltos Chanel Vitalumière Loose Powder Foundation. El dijo que era una base de maquillaje excelente con un acabado mate pero luminoso y que sería excelente para mi piel. Le señalé que no me gustaba el acabado polvoriento y debo admitir que no estaba muy contenta de probar esta base porque pensé que me quedaría polvorienta y cuarteada.

Aplicó los polvos sueltos con la mini kabuki incluida y me sorprendió bastante su método. El dijo que la mejor manera era presionar la kabuki en círculos trabajándola sobre la piel asegurándose de que se fusiona con la piel en vez de quedar sobre ella. Debo señalar que la kabuki era muy suave incluso con la presión que estaba aplicando. Usó el tono más ligero y cuando acabó me pareció que parecía algo claro y polvoriento, pero no tan mal como esperaba. 

No pensé que me gustaría la base de maquillaje pero a lo largo del día no podía dejar de observarme en el espejo, me gustaba el acabo y no podía creerme que no tuviese la piel grasa. Incluso me toqué la cara varias veces y me quedé anonadada de no notar ni rastro de brillo o sensación grasa. Además ya no tenía aspecto polvoriento porque se había fusionado con mi piel aunque pienso que podría resaltar pieles o zonas más secas si tuviese la piel seca. 


El Look

El maquillador dijo que haría un look natural y tras aplicar corrector pasó a maquillar mis ojos. Primero secó mis párpados con un trozo de papel lo cual fue increíblemente abrasivo y luego aplicó Chanel Illusion D'Ombre en el tono Illusoire, primero en la cuenca del ojo y luego difuminándolo hacia el párpado. Quedó un efecto precioso y daba la sensación de que hubiese usado más de una sombra. 

Delineó mis ojos con un lápiz oscuro y aplicó mucha máscara de pestañas. Debo admitir que todo el proceso fue bastante desagradable porque no tenía mucho cuidado y parecía que me arrancaría la piel de los ojos y alrededor. No obstante el look acabado quedó muy bonito, aunque no lo llamaría natural. 

Usó un precioso tono rosado de Chanel Joues Contraste y uno de los nuevos Chanel Rouge Allure Glosses, en el tono #17 Supreme, delineando los labios primero con un rosa algo más oscuro. El look acabado me daba aspecto de muñeca de porcelana, muy bonito excepto los labios sobredelineados porque era algo más oscuro que el gloss y se notaba. 


Mis compras

Fui un poco mala ya que compré dos cosas, que probablemente no necesitaba. Lo primero que compré es el Illusion D'Ombre in the shade Illusoire, que es un precioso topo con tono morado y resalta mucho mis ojos así que lo tuve que comprar. Luego le pedí consejo sobre un pintalabios porque quería comprar mi primero de Chanel y elegí  Chanel Rouge Allure #91 Seduisante que es un rosa precioso de tono medio. 

Puede que desde entonces me haya comprado también la base de maquillaje en polvos sueltos porque no tengo nada como ella. ¡El poder de duración fue increíble en mi piel grasa!

El maquillador me dio bastantes muestras de perfume, serums y cremas y un precioso monedero y borla para empolvarse. ¡No está nada mal!

¿Habéis ido alguna vez a que os maquillen en un mostrador de alguna marca? ¿Os gustó?